martes, 27 de marzo de 2012

SUBIDA AL PICO LOPERA (PARQUE NATURAL DE LAS SIERRAS DE TEJEDA, ALMIJARA Y ALHAMA)

Nos encontramos en el límite del Parque Natural de las Sierras de Tejeda, Almijara y Alhama, una figura de protección oficial que se encuentra ente las provincias de Málaga y Granada. Fue declarado como tal a finales del año 1999, coincidiendo con el décimo aniversario de la promulgación por el Parlamento Andaluz de la Ley 2/89 de 18 de julio, de Espacios Naturales Protegidos en Andalucía.





 Saliendo del restaurante de los Prados de Lopera, iniciamos un suave ascenso hacia el pico Lopera, por un sendero no marcado pero que nos va a permitir realizar una ruta circular de aproximadamente unos 8 kms, sin ninguna dificultad técnica 





Este espacio natural abarca unas 40.600 hectáreas. Desde este punto (primera parada en los Prados de Lopera) podemos observar un tipo de vegetación característica del ecosistema de Bosque Mediterráneo. El árbol predominante es el Quercus pyrenaica, roble melojo o rebollo, del que esta zona es la representación más meridional en Europa. Vamos a ver también encinas y pinos, de los que podemos observar pinus pinea, pinus pinaster, pinus halepensis y el pinus uncinata


Entre las especies más características que podemos encontrarnos en nuestro recorrido el Quercus pyrenaica o el Quercus rotundifolia, arbustos como Rosmarinus officinalis, Daphne gnidium, diversas especies de Cistaceas etc… el 25% de las especies tienen un elevado grado de endemicidad, resaltando que un 2% son endemismos exclusivos malacitano-almijarenses.  

   Dentro de la fauna sería relativamente fácil poder avistar algún ejemplar de Capra pyrenaica hispanica, Sus scrofa, Cervus elaphus, como los más llamativos por su tamaño y especie interesante, Alytes dikhilleni (sapo partero), endemismo bético, catalogado de Interés Especial en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas. Con suerte mirando al cielo podemos cruzar el vuelo de especies importantes como el águila real (Aguila Chrysaetos), el águila perdicera (Hieraaetus fasciatus), el águila culebrera (Circaetus gallicus), el halcón peregrino (Falco peregrinus), el azor (Accipiter gentilis) o el gavilán (Accipiter nisus)


En la cima del Pico podemos aprovechar, aparte de para realizar una vista general de la zona, ubicar las principales cotas y relieves. La caseta de vigilancia de la cima del Pico Lopera es parte de un dispositivo mayor que articula el plan INFOCA (Dispositivo para la prevención y extinción de Incendios Forestales de la Comunidad Andaluza) y que tiene una presencia importante en este espacio concreto.


  Regresamos a los Prados de Lopera aprovechando el sendero, ya sí guiado, por el cortafuegos. Aproximadamente en una hora podemos recorrer los 2.5 kms escasos, con una suave pendiente descendente y dar por finalizado el recorrido. El único cuidado que deberemos guardar será al llegar a la carretera de la Cabra, ya que deberemos transitarla durante 600 metros hasta llegar al Restaurante.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada